Blancos de Rioja

Nueva expresión riojana

Déjanos tu valoración:

Autor: Ignacio Crespo
Fecha Publicación Revista: 01 de julio de 2013
Fecha Publicación Web: 22 de enero de 2016
Revista nº 447 - 448

Pocos saben, aunque por desgracia no existen pruebas escritas, que Rioja se caracterizó en el pasado por tener una alta densidad de plantación de cepas de variedades blancas, sobre todo de la gran protagonista de la zona, la viura. Con el paso del tiempo, el interés por la producción de este tipo de vinos disminuyó, a favor de la elaboración de tintos que tantos éxitos le ha reportado.

Otras de las causas del descenso fue la decisión de algunos productores riojanos al producir sus blancos en otras denominaciones nacionales, como fue el caso de Marqués de Riscal que “resucitaron” la variedad verdejo en Rueda, la aventura gallega de Marqués de Murrieta con su Pazo Barrantes, y la de la bodega de La Rioja Alta en Lagar de Cervera, entre otras.

Esa falta de interés y la apuesta por los tintos hizo arrancar una importante cantidad de cepas de uva blanca. Según datos del Consejo Regulador, de las 9.094 hectáreas productivas de uva blanca que existían en 1985 se han pasado a las 3.764 registradas en 2012, mientras que el aumento de las variedades tintas queda reflejado al casi duplicar la cantidad, de las 29.903 del año 1985, a las 58.389 de 2012.

La apuesta por revitalizar la producción de vinos blancos es relativamente reciente, puesto que es en el año 2003 cuando el Consejo Regulador levanta la prohibición de plantar castas blancas que estaba vigente desde el año 1925. Así, entran a formar parte del paisaje riojano las uvas chardonnay, sauvignon blanc y verdejo, cuya presencia en los diferentes coupages debe tener un mínimo protagonismo en comparación a las variedades autóctonas.

De hecho, es curioso resaltar que la mayoría de bodegueros y enólogos de la zona emplean en estos momentos más las autóctonas que las recién llegadas. Parece que esta apuesta por las nuevas incorporaciones ha realzado la importancia, como se diría en el argot futbolístico, de la cantera.

Viura, la gran dama

Existen alrededor de media decena de variedades blancas autóctonas reconocidas en La Rioja, aunque si tenemos que hablar de una protagonista ésta es, sin duda, la viura, amada y denostada por igual.

Está acompañada, en ocasiones, por sus vecinas la malvasía riojana, garnacha blanca, tempranillo blanco, maturana blanca, turruntés de Rioja –no confundir con la variedad gallega o argentina torrontés–, y las recién llegadas antes mencionadas.

Hoy están en boca de todos las bondades de esta productiva uva, conocida a nivel nacional como macabeo –utilizada sobre todo en la elaboración de los cavas españoles–, y cuyo empleo estuvo y está presente, en un pequeñísimo porcentaje, en los coupages de muchos tintos riojanos.

La singularidad de esta dama blanca reside, para algunos, en sus ligeros aromas frutales y una acidez refrescante en su paso de boca; aunque, al igual que ocurre con la casta principal de los vinos andaluces, la palomino fino, su gran virtud está en la capacidad de envejecimiento, ya que posee una lenta oxidación en comparación a otras.

Sus más reconocidos dones proceden de su fermentación y crianza en barrica, ya que el aporte de la madera consigue desarrollar lo mejor de ella, obteniendo vinos grasos que unido a la mencionada acidez, le permite conseguir una destacable capacidad de guarda. No en vano, al catar algunas etiquetas de casas míticas elaboradoras de blancos de La Rioja, como es el caso de antiguas añadas de Viña Tondonia y Marqués de Murrieta, sorprenden su estructura y frescura, así como una gran complejidad digna de algunos de los grandes blancos del mundo.

Quiénes destacaron y destacan

Marqués de Cáceres marcó un hito en los años setenta del siglo pasado, al conseguir elaborar vinos afrutados, frescos y sin las típicas complejidades de la época. A esta tendencia se sumaron con gran acierto los vinos Monopole de C.V.N.E. y el demandado semi-dulce Diamante de bodegas Franco- Españolas. A los mencionados R. López de Heredia-Viña Tondonia –de estupenda relación calidad-precio si se comparan con prestigiosas etiquetas internacionales–, y Marqués de Murrieta –que pasó de su Castillo de Ygay o el Dorado de Murrieta a su actual Capellanía–, hay que incluir a Remelluri, que a través del enólogo Telmo Rodríguez incorporaron algunas variedades blancas experimentales de distintas partes del mundo, como por ejemplo el Ródano.

Otros a incluir en esta lista por derecho propio son Viñedos del Contino, donde Jesús Madrazo, de manera experimental, sacó al mercado a mediados de la década pasada una ajustada producción; el Allende blanco de Miguel de Gregorio o su más reciente Mártires; o los monovarietales de Santiago Ijalba y los de Abel Mendoza.

Y la enumeración continua por Cosme Palacio, con su 1894; el Plácet con el que Rafa Palacios, hermano de Álvaro Palacios, empezó a mostrar su saber hacer en la elaboración de vinos blancos; Qué Bonito Cacareaba y el novedoso Predicador blanco de Benjamín Romeo; Añadas Frías de Pujanza, White de C.V.N.E, Muga blanco, Valenciso, Félix Azpilicueta Colección Privada, Amaren de Luis Cañas y un largo etcétera que cada año se suman gracias a la demanda del mercado internacional que esperamos, no decaiga.

La Rioja en blanco

Una selección de los vinos blancos riojanos que han obtenido las mejores valoraciones por parte del Comité de Cata del Grupo Gourmets.

Qué Bonito Cacareaba 2011     9,25/10

Bodega: Bodega Contador – Vinos de Benjamín Romeo

Tipo: Blanco fermentado en barrica

Crianza: 8 meses en barrica.

Variedades: 73% garnacha blanca, 12% malvasía y 15% viura. 15% vol.

P.V.P.: 35 €

Comentario de cata: Paja dorado. Aromática e intensa nariz. Apuntes de fruta blanca, de hueso y tropical, flores blancas, especias, crema pastelera, menta, ligeras notas minerales, yogur, cereales, sobre un sutil fondo ahumado de la madera. Potente, amplio, elegante y de perfecto equilibrio. Paso untuoso, de conseguida viveza y frutosidad (lima y ciruela amarilla), junto a balsámicos, vainilla, flor de jacinto, natas y las sutiles notas de su crianza. Largo y aromático final. Mas que cacarear, susurra.

Viña Tondonia 1996     9/10

Bodega: R. López de Heredia

Viña Tondonia

Tipo: Blanco reserva

Crianza: 72 meses en barrica.

Variedades: 10% malvasía y 90% viura. 12% vol.

P.V.P.: 20 €

Comentario de cata:Amarillo oro muy brillante. Aromática e intensa vía nasal donde aparecen recuerdos de ciruela amarilla, membrillo, mantequilla, especiados, monte bajo (romero) y florales (camomila). Untuoso, equilibrado y estructurado, sensaciones de manzana, níspero, almendra cruda, balsámicos, especiados (vainilla y nuez moscada), hoja de tabaco, infusiones (té) y finos ahumados. Persistente final donde quedan recuerdos cítricos. Cremoso y de gran viveza.

Félix Azpilicueta Colección Privada 2011     8,25/10

Bodega: Bodegas Campo Viejo (Domecq Wines España)

Tipo: Blanco fermentado en barrica

Crianza: 4 meses en barrica.

Variedad: 100% viura. 12,5% vol.

P.V.P.: 10 €

Comentario de cata: Paja verdoso con ribete acerado. Aromático y limpio. Apuntes de fruta blanca y exótica (chirimoya y pera), notas de pastelería, vainilla, finos tostados, flores blancas, anís, hierba recién cortada y notas cítricas. Fresco y graso. Grato y vivo paso cremoso de su estancia en madera junto a los recuerdos a piña, crema pastelera, especias dulces, frescos herbáceos y elegante final ligeramente amargoso.

Horizonte de Exopto 2010     7,50/10

Bodega: Bodegas Exopto

Tipo: Blanco fermentado en barrica

Crianza: 12 meses en barrica.

Variedades: 10% garnacha blanca, 5% malvasía y 85% viura. 13% vol.

P.V.P.: 13 €

Comentario de cata: Pajizo pálido brillante. Aromática vía nasal donde aparecen recuerdos de fruta de hueso, hoja de té, mantequilla ahumada, balsámicos, minerales y flores blancas. Muy fresco y dotado de untuosidad, sensaciones de manzana verde, herbáceos frescos, lácteos, especiados, finos escabeches y largo final donde sobresalen notas cítricas. Incita a beber.

Añadas Frías Pujanza 2010     7,25/10

Bodega: Bodegas y Viñedos Pujanza

Tipo: Blanco fermentado en barrica

Crianza: 12 meses en barrica.

Variedad: 100% viura. 13,5% vol.

P.V.P.: 75 €

Comentario de cata: Pajizo pálido con ribete acerado. Limpio y de adecuada intensidad, aromas de pera madura y de hueso, minerales, corujas, jazmín y notas mentoladas. Fresco en el ataque, paso levemente graso y cremoso, apuntes de membrillo, granito, camomila, pimienta blanca, pipa de calabaza y final levemente ahumado y especiado.

Allende 2009     7/10

Bodega: Finca Allende

Tipo: Blanco fermentado en barrica

Crianza: 14 meses en barrica.

Variedades: 20% malvasía y 80% viura. 13,5% vol.

P.V.P.: 16 €

Comentario de cata: Amarillo dorado. De media intensidad, predominan aromas ahumados, de melocotón en almíbar, carne de membrillo y mantequilla. Sabroso, prevalecen los recuerdos de sus nobles maderas (especiados y tostados), junto a notas de fruta de hueso, manzana verde y pomelo.

White 2011     7/10

Bodega: Compañía Vinícola del Norte de España (C.V.N.E.)

Tipo: Blanco fermentado en barrica

Crianza: 5 meses en barrica.

Variedades: 10% malvasía y 90% viura. 13,5% vol.

P.V.P.: 6,05 €

Comentario de cata: Pajizo verdoso. Limpio y de media intensidad, aromas de fruta blanca, especiados, mantequilla, ligeros florales y un toque anisado. Fresco, sápido, grato en su paso, sensaciones de ciruela amarilla, ahumados, lácteo, canela y gratos herbáceos. Agradable final.

Tierra Fidel 2010     6,75/10

Bodega: Agrícola Labastida

Tipo: Blanco fermentado en barrica

Crianza: 5 meses en barrica.

Variedades: 20% garnacha blanca, 20% malvasía, 20% viura y 40% otras. 13,5% vol.

P.V.P.: 27 €

Comentario de cata: Amarillo pálido verdoso. De media intensidad, aromas de pera de agua, hinojos, cítricos, toques minerales y lácteos. Sabroso, fresco, con cierta grasitud, sensaciones de piña, lima, vainilla, anacardos y final con recuerdos de hueso de melocotón.

Muga 2012     6,50/10

Bodega: Bodegas Muga

Tipo: Blanco fermentado en barrica

Crianza: 4 meses en barrica.

Variedades: 10% malvasía y 90% viura. 13% vol.

P.V.P.: 8,50 €

Comentario de cata: Pajizo pálido verdoso. De media intensidad, aromas de pera de agua, manzana verde, flores blancas, vainilla y ahumados. Fresco, sápido, sensaciones de fruta blanca, higo, notas de hojaldre y grato final cítrico que hace salivar.

 

 

Etiquetas: d.o. rioja, blancos de rioja, vinos de rioja, vinos blancos buenos,

Utilizamos cookies para ofrecer a nuestras visitas una experiencia transparente y cómoda a la hora de navegar por nuestra web. Al utilizar nuestra web aceptas el uso de cookies; puedes obtener más información sobre las cookies y su uso en nuestra web en la sección de Política de Cookies.

Aceptar